Desde que exportamos nuestros arándanos a Dubai, cada año las peticiones se han ido incrementando en un 60%”, explica Klaudia Szymańska, responsable de producción en Polonia y responsable comercial y colaboradora de la empresa Rivia Global Ziyad AlHousani en Emiratos Árabes. Se trata de un producto cuya popularidad en esa zona está al alza y ello supone que a día de hoy, el 70% de la producción total del país es exportada. “Es un mercado muy exigente con los productos y logística, pero pagan lo que corresponde”, explica Szymańska.

La campaña de arándanos comienza en Polonia a principios de julio, por lo que es un poco pronto para ofrecer datos, aunque empresas comercializadoras y productores de esta fruta ya se están preparando.

Sin embargo, sí se puede tener en cuenta que el año pasado arrancó la campaña con un precio de 14 euros por kilo, y luego éste fue oscilando entre los 12 euros y los 6.9 euros, como valores más alto y más bajo de media. “Estos datos suelen depender, principalmente, de las condiciones meteorológicas, además del volumen de producción y la demanda”, indica Szymańska. No obstante, “en estos momentos hay una gran demanda de oro negro. Los precios están todavía altos y probablemente se mantengan así por algunas campañas más”, añade Szymańska.

La logística es otro punto a tener en cuenta, señala esta empresa polaca. “El transporte a Emiratos se realiza a través de barco, teniendo que cubrir cada palé  con mantas térmicas para protegerlo y asegurar una temperatura media constante”, explica Szymańska. Aunque esto supone más trabajo, cuenta con la ventaja de que la mercancía llega en cuestión de un día y, por lo tanto, más fresca. “El transporte al resto de Europa se realiza por tierra, en camiones refrigerados, y siempre tarda un par de días o tres”, indica Szymańska, que, obviamente, considera el proceso más sencillo de organizar.

Fuente: Fresh Plaza